Jugando a medio gas, Boca Juniors derrotó 2-1 al América en el primer partido de pretemporada para el conjunto de Coapa

Ciudad de México.- Jugando a medio gas, Boca Juniors derrotó 2-1 al América en el primer partido de pretemporada para el conjunto de Coapa.

Apenas ocho minutos le bastaron al conjunto argentino para detener en seco a las Águilas, gracias a un doblete de Mauro Zárate quien, apenas pisó la Red Bull Arena, causó estragos en un equipo que por ahora luce endeble y sin ritmo de juego.

América maquilló el resultado al frente en el marcador al 12′, cuando Paul Aguilar apareció para rematar a segundo poste un balón peinado por Carlos Vargas, para el 1-0.

Esa fue una de las escazas oportunidades que generaron las Águilas frente al arco de Marcos Díaz, quien no tuvo que preocuparse de mucho durante los 90 minutos.

Tras el tanto de Paul, Boca tomó el control total del partido. Sebastián Villa se cansó de desbordar a Jorge Sánchez y Emanuel Aguilera fue incapaz de seguirle el paso a Carlos Tévez y Ramón Ábila.

Las Águilas mantuvieron el resultado parcial, pero no mantuvieron el ritmo para el complemento. Boca fue más punzante, se apoderó del medio campo y agobió al arquero Óscar Jiménez, figura para las Águilas, pero incapaz de detener la vaselina que salió del pie derecho de Zárate al 65′, una pelota picada imposible para el portero y, el 1-1 ya a cuenta.

Ya al 73′, Villa desbordó nuevamente a Sánchez y sirvió para Zárate, quien apareció en el área grande para rematar y consumar la voltereta a favor de Boca.

Jiménez evitó que la derrota fuera de mayores proporciones para los azulcremas, gracias a sus buenas intervenciones.

Todavía el América buscó empatar el partido en los últimos instantes, con un disparo de Andrés Ibargüen, pero Díaz atajó el intento.

Será el próximo sábado cuando América libre su segundo compromiso de esta pretemporada al enfrentar a River Plate, en Seattle.