Trailero que salió de Piedras Negras saca del camino a hombres armados en Monclova

‘Eran ellos o yo’, dijo un trailer que para ponerse a salvo sacó de la carretera e hizo que volcaran dos delincuentes armados

Por: Agencias

Monclova, Coah.- “Eran ellos o yo”, dijo un trailero, que para ponerse a salvo, sacó de la carretera e hizo que volcaran dos delincuentes armados que le exigían que se detuviera sobre el libramiento Carlos Salinas de Gortari.

Aunque varios traileros ayudaron a su compañero tras el percance, uno de los delincuentes que portaba un arma larga logró perderse entre el monte mientras que su cómplice logró al ser detenido por los operadores, luego entregado a la Policía.

Juan, el operador del tráiler, relató que desde que vio a los hombres armados avisó a la línea para la que trabaja.

“Avisé que los iba a sacar del camino y me autorizaron”, dijo el chofer de un Kenworth de la línea Cisneros Transportes.

Hizo volcar a sus perseguidores

Juan había salido de Piedras Negras con destino a Monterrey, tenía que dejar una carga a las ocho de la mañana, pero no pudo llegar al que era su destino, pasadas las cinco horas ya estaba por llegar a Monclova.

““Hablé a la línea para decir que me venían siguiendo tipos armados y cuál era mi ubicación, fue entonces que avisé que los sacaría del camino, me dijeron: ¡hazlo!”, señaló el operador de un Kenworth de la línea Cisneros Transportes, en relación al origen del percance.

La diligencia policiaca estableció que antes de llegar a la colonia Colinas de Santiago, el transportista chocó de lado a una camioneta Nissan Cube en color blanco, de procedencia extranjera y la hizo volcar.

El tráiler se detuvo metros más adelante y esto lo aprovechó el sujeto delgado, de tez aperlada y playera de colores, para emprender la huida hacia el predio baldío con el fin de evitar cualquier tipo de roce con autoridades; se llevó consigo la supuesta arma.

““No lo veníamos siguiendo, eso no es cierto, fuimos a dejar a un amigo a la Occidental”, dijo en su defensa Luis Gilberto Méndez De la Cruz, la persona que venía como copiloto de la unidad que era tripulada por Antonio Salazar.

Al momento de ser cuestionado por el paradero de su amigo o si en realidad estaba armado, el copiloto que no pudo escapar por quedar herido en su cabeza e incluso ser detenido por traileros, alegó: “No traía nada, se fue, pues al parecer se asustó”.

Autoridades municipales acudieron en apoyo a los elementos de la Policía Civil de Coahuila, los encargados de la diligencia en torno al choque volcadura, también fue requerida una ambulancia para la atención de Luis Gilberto.

‘Dos y van cero’

El operador de 28 años de edad dijo que ayer por la mañana no era la primera ocasión que su vida estaba en juego, hace unos meses sufrió de algo similar en Celaya, pero nunca pensó viviría esto en su tierra.

Antes de las cinco con treinta minutos, a la altura del relleno sanitario, el operador con seis años de experiencia venía acompañado de su suegro dedicado al mismo oficio, todo marchaba tranquilo, pero en segundos la tranquilidad pasó a pánico.

““Me empezaron a echar las luces y se me pusieron a un lado, fue en eso cuando me sacaron la larga y me apuntaron”,narra el chofer luego del trago amargo vivido a manos de dos tipos que le intentaron asaltar.

“Me decían ‘detente o te matamos’, el que huyó era quien traía el arma y el otro (Gilberto) venía manejando”, dijo, y explicó que, en realidad, aunque Méndez De la Cruz quiso aventar la culpa a otro lado, él iba al volante de la camioneta.

Juan continúa charlando en relación al intento de asalto, estaba todavía muy asustado pero señaló que su familia fue la que le dio fuerzas para poder enfrentar con el camión a los tipos y no terminar la situación en tragedia.

““Pensé muchas cosas pero sobre todo en mis hijos, por eso no dudé en sacarlos del camino”, puntualizó el transportista que aseguró provocó el percance para salvar su vida.