México advierte que podría frenar a Caravana Migrante

Chiapas.- El Comisionado General de la Policía Federal (PF), Manelich Castilla Craviotto arribó este lunes a Tapachula, ciudad ubicada en la zona fronteriza con Guatemala, en prevención de que los aproximadamente dos mil migrantes hondureños pretendan ingresar a México sin documentos, informaron fuentes de esa corporación.

Aseguraron que el Instituto Nacional de Migración (INM) y la PF no permitirán el ingreso de los hondureños que integran la Caravana Migrante.

“El personal de migración deberá revisar el cumplimiento de los requisitos que marca la ley, y a quienes no los cumplan , no se les permitirá el ingreso”, dijo el Instituto Nacional de Migración (INM) en un comunicado.

El sábado pasado, unas 2 mil personas partieron de de San Pedro Sula, Honduras, para intentar llegar de forma irregular a Estados Unidos con el objetivo de escapar de la pobreza y violencia en su país. Este martes se encontraba en Guatemala.

El gobierno mexicano dijo que cuenta con medidas de protección internacional que son usadas cada año por migrantes, aunque “la ley no prevé permisos para acceder al país sin cumplir con los requisitos y posteriormente dirigirse a un tercer país”.

Las fuentes insistieron en que sólo se permitirá el ingreso a México a aquellas personas que presenten la documentación correspondiente, por lo que las autoridades nacionales han pedido a los hondureños que no se dejen engañar y eviten problemas legales al tratar de internarse ilegalmente al país.

La marcha de los hondureños inició un día después de que el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, se reuniera en Washington con los presidentes de Guatemala, Jimmy Morales, y de Honduras, Juan Orlando Hernández, y el canciller mexicano, Luis Videgaray, en una conferencia centrada en temas migratorios.

Allí, les pidió a los gobiernos que desalentaran a los migrantes que buscan ingresar ilegalmente a Estados Unidos.

Pence aseguró que El Salvador ha reducido la migración ilegal, aunque subió 75% desde Guatemala y 61% desde Honduras. Según precisó, 225.000 personas de esos tres países ingresaron a Estados Unidos en el último año.

En abril pasado, una caravana de migrantes centroamericanos que buscaba pedir asilo en Estados Unidos atrajo atención internacional cuando el presidente estadounidense, Donald Trump, exigió a México detenerla.