Propone AMLO que trabajadores usen créditos de vivienda sin intermediarios

El Presidente Andrés Manuel López Obrador propuso reformas para que los trabajadores puedan disponer directamente de los créditos del Infonavit o del FOVISSSTE, sin la intermediación de ambas instituciones.

El dinero podrá ser utilizado para la adquisición de suelo para construcción de vivienda, autoproducción de vivienda en suelo propiedad del trabajador o para la reparación de su casa.

La iniciativa enviada a la Cámara de Diputados plantea que la subcuenta de vivienda sirva de garantía en créditos hipotecarios y que pueda ser utilizada para pagar adeudos, en caso de perder el empleo por parte del trabajador.

Con fecha del 5 de octubre, la iniciativa señala que se busca generar opciones más flexibles para los trabajadores para que se cumpla el derecho a la vivienda.

«Se propone establecer el derecho del trabajador para recibir directamente y sin intermediarios los créditos a la vivienda que otorguen tanto del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores como del Fondo de la Vivienda del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado.

«Al agregar específicamente el derecho de recibir el monto del crédito sin intermediarios, el trabajador podrá elegir de qué manera utilizar su crédito en ejercicio de su autonomía como persona y su capacidad de ejercicio como ciudadanos, al disponer de manera directa de los recursos para erogarlos en la adquisición de terrenos destinados a vivienda, además de que reducirá los trámites que al efecto tenga que realizar el beneficiario, pues ya no se encontraría obligado a actuar a través de un intermediario», explica la propuesta.

La reforma prevé que, para el caso del Infonavit, puedan solicitar créditos quienes en algún momento hayan estado inscritos en el Instituto y que por el momento no sean trabajadores o quienes sean trabajadores independientes y no tengan patrón, con el fin de incluirlos como sujetos de derechos.

También se plantea la opción de acceder a un esquema de refinanciamiento de créditos a la vivienda que el trabajador tenga con alguna otra institución financiero, con la finalidad de otorgarle la posibilidad de tener mejores términos a los originalmente acordados y con ello poder generar mayor liquidez.

En la misma ley, se plantea que los trabajadores puedan acceder a todos los créditos que puedan cubrir sin limitación y sin necesidad de estar en coparticipación.

«Con ello se busca fomentar la movilidad habitacional de los trabajadores derechohabientes, atender las necesidades de vivienda de los trabajadores a lo largo de su ciclo de vida, en donde tenga la opción de contratar tanto créditos hipotecarios como de mejoramiento de acuerdo a sus necesidades.

«Los trabajadores de menores ingresos que ya liquidaron su primer crédito merecen la oportunidad de que el Infonavit continúe financiando sus necesidades de vivienda», se explica en la iniciativa.

En el artículo 41 de la Ley de Infonavit se propone precisar que el trabajador tendrá el derecho de elegir una vivienda nueva o usada con las características de su preferencia, o el suelo que sea destinado para construcción, reparación o ampliación de vivienda a los que se aplique el importe del crédito que reciba con cargo al Fondo Nacional de la Vivienda, «así como recibir directamente y sin intermediarios el crédito mencionado, siempre y cuando cumpla con los requisitos que al efecto establezca el Consejo de Administración mediante reglas de carácter general».

El otorgamiento del crédito será para la adquisición en propiedad de habitacional o suelo para construcción, o autoproducción de vivienda en suelo que sea de su propiedad.

Los créditos que podrán recibir directamente los trabajadores se podrán destinar a reparación, ampliación o mejoras habitacionales, para el pago de deudas por estos conceptos anteriores y para el refinanciamiento de un crédito ya adquirido con alguna institución financiera.

El instituto establecerá las condiciones para garantizar la libre elección del financiamiento que mejor convenga a los intereses del trabajador.

Se precisa que el trabajador o derechohabiente que obtenga un crédito hipotecario para comprar vivienda o construirla, podrá dar en garantía de tal crédito, el saldo de su subcuenta de vivienda.

«Dicha garantía únicamente cubrirá la falta de pago en que pueda incurrir el acreditado al perder su relación laboral.

«Esta garantía se incrementaría con las aportaciones patronales subsecuentes, que se abonen a la subcuenta de vivienda del trabajador. En el evento de que dicha garantía se haga efectiva, se efectuarán los retiros anticipados del saldo de la subcuenta de vivienda que corresponda para cubrir el monto de los incumplimientos de que se trate», se indica en la iniciativa presidencial.

En la ley del FOVISSSTE se agrega en concepto de otorgar créditos para la compra de suelo para la construcción de vivienda.

Se indica que el trabajador que obtenga un crédito podrá utilizar como pago inicial para la construcción o adquisición el saldo de su subcuenta del Fondo de la Vivienda.

Las aportaciones que se efectúen a dicha subcuenta con posterioridad al otorgamiento del crédito se aplicarán a cubrir el saldo insoluto.